Entrevista a Nicolás Sartorius, abogado, sindicalista, político y ensayista “Las batallas de las ideas se empiezan a ganar o perder por el lenguaje”

  • El ex dirigente del PCE e IU presentó ayer en la Facultad de Derecho su libro ‘La manipulación del lenguaje’

  • Considera que la corrupción del lenguaje es muy negativa porque "engaña a la gente y la hace tomar decisiones equivocadas”

Nicolás Sartorius. Nicolás Sartorius.

Nicolás Sartorius.

Arrojar un poco de luz en tiempos oscuros para la manipulación del lenguaje es lo que pretende Nicolás Sartorius con su nuevo libro, que ayer presentó en la Facultad de Derecho de la Universidad de Málaga. El abogado, político, periodista, ensayista y sindicalista participó ayer en un acto organizado por el sindicato CCOO para celebrar los 40 años de la Constitución junto con el catedrático de Derecho Constitucional Diego López Garrido.

–¿Por qué se decidió escribir este Breve diccionario de los engaños?

–Me metí en esto porque me di cuenta de que se estaba empezando a manipular el lenguaje al calor de la crisis económica, de lo que estaba pasando en Cataluña... Se estaba utilizando el lenguaje de una manera torticera, engañosa, para ocultar realidades. La corrupción del lenguaje es propia de las dictaduras, no de las democracias y ahora estamos en una democracia consolidada y si se empieza a manipular el lenguaje es muy negativo porque es una manera de engañar a la gente y hacerla tomar decisiones equivocadas.

–¿El precedente es la dictadura?

–En la dictadura la manipulación es del 100%, viven a base de la mentira, del engaño y la falsedad. Lo cuento en el prólogo que titulo Exposición de motivos, cómo en la dictadura se manipuló absolutamente todo. A Franco se le decía que era jefe del estado por la gracia de Dios y entraba bajo palio a las iglesias, y se decía que España era una, grande y libre, cuando eran varias, no era grande y de libre menos aún. Ahora, con una crisis económica tan fuerte, para hacer tragar a la gente con ciertas cosas había que engañarlas manipulando el lenguaje. Las batallas de las ideas se empiezan a ganar o perder por el lenguaje, hay que tergiversar para introducir políticas contrarias al interés de la mayoría. En las épocas de crisis también hay mucha corrupción y para estafar lo primero que haces es engañar con el lenguaje. Con este libro quería desenmascarar todas las tergiversaciones, falsedades, mentiras que se han estado utilizando durante estos años para llevar a la gente al huerto.

"En una crisis económica tan fuerte, para hacer tragar a la gente con ciertas cosas se la ha engañado con manipulación”

–¿Cree que las redes sociales magnifican estos engaños?

–Sin duda alguna las nuevas tecnologías pueden extender muchísimo más estas cuestiones. Antes se contaban con los medios para extender estas falsedades pero hoy puede hacerlo cualquiera. A través de las redes sociales todo este mundo de la posverdad, de las fake news, viene facilitado por las nuevas tecnologías. Todo depende de cómo se utilicen.

–Ha incluido en su libro 65 expresiones o palabras en su breve diccionario. ¿Cuáles son los engaños que más le molestan?

–Hay muchos, algunos que son casi de broma, eran tan estúpidos que me hacían reír cuando los escribía, y luego otros más dañinos, como ‘el derecho a decidir’, que en el fondo es enmascarar el derecho a la autodeterminación, un término que Naciones Unidas ha dicho que no se puede utilizar salvo en situaciones coloniales o de opresión de los pueblos, pues utilizan lo del ‘derecho a decidir’. Esta es una gran falsedad.

–¿Cuáles son los que considera más peligrosos?

–Hay tres términos más de fondo que son el neoliberalismo, el que nos ha llevado a esta crisis enorme, el nacionalismo y el populismo. El neoliberalismo causa tal desigualdad que lo que hace es dañar a la libertad. El nacionalismo lo que hace daño es a los países, a las naciones. En el mundo de la globalización todo lo que sea dividir lo que hace es convertir a la nación en algo irrelevante, en un pigmeo. Y el populismo, intento demostrar es que donde se ha practicado ha sido en contra de los intereses del pueblo. Son los que están en boga y está llevando a algunos países al desastre.

–¿Considera que es el caso del nacionalismo en España?

"Los nacionalistas dicen que es antidemocrático que no les dejen decidir y lo que es antidemocrático es que una parte decida por el conjunto"

–Aquí es profundamente negativo, pero es que también se está extendiendo en Europa y si sigue avanzando podría acabar con la idea de la Unión Europea que es clave. En cuanto a la manipulación, dicen que es antidemocrático que no les dejen decidir y lo que es antidemocrático es que una parte decida por el conjunto. Es una gran falsedad que se está infiltrando. Lo democrático no es simplemente votar, dependerá de lo que se vote, si se tiene competencia y si es legal o no.

–¿La gente ya ha considerado verdades muchos de estos engaños?

–Bueno, algunas de estos términos tienen muchos partidarios. Hay un buen número de nacionalistas que creen que es mejor volver a la defensa de la nación, de lo suyo y rechazar todo lo que venga de fuera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios