Málaga

Pablo Iglesias exige a Pedro Sánchez en Málaga que "diga" qué periodistas y medios le "acosan" a él y a su mujer

Pablo Iglesias en un acto en Málaga.

Pablo Iglesias en un acto en Málaga. / Europa Press/ Alex Zea

El exvicepresidente del Gobierno y fundador de Podemos, Pablo Iglesias, ha lamentado este jueves que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hable en su carta del "acoso" que sufren él y su esposa "no solo de panfletos de ultraderecha, sino también de tertulias radiofónicas y televisivas, y no dé nombres". "Díganos qué tertulias de televisión y de radio. Si no tiene usted agallas y no se atreve a decir Ferreras, Vallés o Quintana, quién se va a atrever", le ha dicho Iglesias a Sánchez en un acto público de Podemos en Málaga dentro de la campaña para las elecciones europeas del 9 de junio.

Ha advertido de que, cuando alguien dice que no le "interesa la política", se convierte "en peón de los ricos, los patrones y las multinacionales". Según él, es por eso que a algunos "les jode tanto que una estudiante brillante que trabajó como cajera durante la universidad llegara a ministra del Gobierno", en alusión a Irene Montero.

Iglesias ha explicado durante el acto para las elecciones europeas que, a sus estudiantes de Ciencia Política, les expone que el golpe de Estado contra Allende en Chile "no fue solo una operación militar, sino que lo crucial para entenderlo es que fue una operación ideológica que empezó el mismo día que Allende ganó las elecciones". El "protagonista" de esa operación fue el periódico El Mercurio, "financiado con fondos de la CIA", con el objetivo de "convencer de que era legítimo dar un golpe de Estado contra el Gobierno". "¿Pensáis que a la derecha le basta con Marchena o con el CGPJ? Necesita a Ana Rosa, a Ferreras y a Vallés para construir un ambiente que justifique lo que sea necesario, y para normalizar la violencia mediática y el lawfare como práctica política".

Para Iglesias, la "clave" son "los aparatos ideológicos que convencen a millones de ciudadanos de que la extrema derecha puede defender sus intereses o de que es legítimo un golpe de Estado". Ha asegurado que, cuando "había que destruir a Podemos" existía "una pata ideológica fundamental", y que "hoy se habla de lawfare", pero entonces "la pata fundamental era mediática". "Los jueces no trabajaban para condenarnos, trabajaban para periodistas", según Iglesias, que ha agregado que "había que cambiar la percepción social de Podemos y decir que era como los demás, corruptos, y esa violencia mediática tuvo sus efectos".

"Casi lo consiguen y casi nos hacen morder el polvo", ha señalado el fundador de Podemos, que ha añadido que cuando dejó la política "quizás no pensaron que iba a armar un medio de comunicación". "Pensarían que me iba a ir a un consejo de administración, lo que pasa es que no me lo ofrecieron, y tampoco ser jefe en la consultora de Pepiño Blanco, y me tuve que montar mi propia empresa", ha resaltado. Según Iglesias, "hace falta una izquierda que diga la verdad, que asuma que la batalla política principal es la batalla por las conciencias" y que se atreva "a decir lo que nadie se atreve a decir". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios