El Málaga CF ha encajado goles en nueve jornadas de 11 El candado está abierto

  • Sólo dejó su portería a cero en dos de las once jornadas disputadas

  • Incapaz de rentabilizar los pocos goles que consigue

Munir pide explicaciones a sus compañeros en el Zaragoza-Málaga. Munir pide explicaciones a sus compañeros en el Zaragoza-Málaga.

Munir pide explicaciones a sus compañeros en el Zaragoza-Málaga. / LOF

El Málaga tiene un problema en las áreas, donde todavía no ha conseguido regularidad ni rentabilidad. Porque la cuestión no es sólo de puntería, como decía Víctor Sánchez del Amo en la previa del encuentro ante el Cádiz. Uno de los problemas más importantes del conjunto blanquiazul ahora mismo es que no consigue dejar su portería a cero, algo que no se pueden permitir los equipos de Segunda División que carecen de efectividad.

Los blanquiazules han encajado goles en nueve de los once partidos que llevan disputados. Sólo logró salir inmaculado ante el Racing de Santander en la primera jornada (0-1 y único triunfo hasta la fecha)y en la cita contra el Sporting de Gijón en La Rosaleda (0-0). En todos los demás encuentros encajó al menos un tanto: Las Palmas (1-1), Girona (1-0), Almería (0-1), Mirandés (1-1), Rayo Vallecano (1-1), Albacete (1-0), Zaragoza (2-2), Huesca (2-0) y Cádiz (1-2).

Menos en El Alcoraz todas las derrotas fueron por la mínima, si bien es cierto que en las tres últimas citas cayeron seis goles. Además, en muchos de los partidos Munir tuvo intervenciones sensacionales para evitar una sangría mayor. El portero marroquí está siendo seguramente el hombre más destacado de la plantilla en estas jornadas, lo cual es un indicador de que se concede más de lo que se está vendiendo. También Kellyan, pese a no mostrar su mejor versión, tuvo alguna intervención de éxito ante el Cádiz.

En Segunda División, de cualquier manera, esto suele ser pecado mortal. Dejar la portería a cero debería ser el alfa y el omega de un Málaga desarmado y con las piezas justas para llegar a los partidos. Si no, es casi imposible que pueda salir de los puestos bajos de la clasificación. Dos días sin recibir gol supusieron cuatro puntos. La mitad de los que lleva. Equilibrar el balance aunque se marque poco. Buen ejemplo de ello es el Albacete de Ramis, que con ocho tantos (una sola diana más que los de Víctor) llevan 16 puntos y marchan en una cómoda décima posición en la tabla. Y con el segundo clasificado a tres puntos.

No encuentra el Málaga fórmulas que le hagan mejorar. Cambios de jugadores y de sistemas no han faltado, pero casi siempre con desenlaces semejantes. Son diez jornadas consecutivas sin lograr el triunfo, una de las peores rachas históricas del conjunto blanquiazul. Llegados a esta situación, cada vez se discuten más algunas decisiones de Víctor Sánchez del Amo, que apela a la mala fortuna y considera que en cuanto sople algo de viento a favor, el equipo reaccionará positivamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios