Málaga Hoy En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Días después de que se convocaran unas nuevas elecciones generales, el pasado lunes se inauguró en calle Alcazabilla la exposición de Luis Ruiz Padrón Málaga a trazos. La ciudad en 28 arquitecturas, que se podrá visitar hasta el próximo domingo. Técnicamente, Luis es la "oposición". Sus dibujos ilustran la contraportada del diario Sur todos los domingos, acompañados de unas líneas en las que nos explica todo aquello que nunca hemos visto pese a tener delante de nuestros ojos. Los sábados nos deleita con una columna en la Opinión de Málaga. Pero a diferencia de lo que los políticos parecen empeñados en demostrar día tras día, en la calle es posible reconocer la virtud ajena. Sin proponérselo, Luis empezó a hacerlo hace diez años, cuando un día se fue a hacer aquello que nos enseñaron a hacer en la Escuela: aprender a ver la ciudad dibujándola. Su desinteresado trabajo ha dado lugar a un "círculo" de dibujantes callejeros cuyos bocetos pueden verse hasta el 24 de noviembre en la Sala Mingorance del Archivo Municipal. Son los Urban Sketchers Málaga.

Unas docenas de personas cuyo desinteresado interés por disfrutar dibujando la ciudad les permite reunirse a la menor oportunidad sin preguntar a los nuevos compañeros cómo han llegado a la cita. Un grupo abierto donde abundan los arquitectos, pero en el que la mayoría no lo son. Unas citas en la que al final no existe un dibujo mejor que otro, pero sí una foto de todos juntos con la que se recuerda el encuentro. Este año, sus maneras de ver Málaga se presentan en la exposición La Ciudad Dibujada, inaugurada dentro de los actos de la Semana de Arquitectura del Colegio de Arquitectos. Y en un cartel diseñado por el arquitecto Ignacio Dorado, empeñado en no faltar a ninguna de esas citas, que ha servido para anunciar los actos.

Es el dibujo como experiencia compartida frente al dibujo como acto íntimo. El de Álvaro Ussía, el compañero que desde hace unos años retrata a los arquitectos, autores de algunas de esas obras, cuya trayectoria reconocemos esa semana al tiempo que recibimos a los nuevos colegiados.

En esta ocasión han sido Isabel Cámara y Rafael Martín Delgado, quien también se ha reencontrado con el lápiz y la acuarela. Dos arquitectos que pueden servir de inspiración a cualquier nuevo colegiado o sketcher. Y unos dibujantes cuya experiencia podría servir de ejemplo a quienes tengan que gestionar el resultado del 10 N.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios