Málaga CF | Fichajes Keidi Bare, a punto con el Espanyol

  • El albanés tiene un acuerdo con el club perico y solo falta que concreten el precio final con el Málaga, que oscila entre el millón y medio y los dos millones de euros

Keidi Bare, durante un entrenamiento esta temporada.

Keidi Bare, durante un entrenamiento esta temporada. / Javier Albiñana

"Quizá necesitamos vender, no a cualquier precio, sino al que nosotros estipulamos que sea beneficioso para todos", decía ayer Manolo Gaspar referente al mercado de fichajes y las posibles salidas que sufra el equipo. Hablaba en términos generales en este caso pero venía de hacer una valoración de la situación de Keidi Bare, el jugador con mejor cartel de la plantilla blanquiazul, seguramente el activo más importante del Málaga a día de hoy. 

Como acostumbra el director deportivo blanquiazul, algo ambiguo cuando las negociaciones aún están en curso –como debe ser–, reconocía que podía "llegar algo" por Keidi Bare. Las conversaciones con el Espanyol en torno al albanés sigue por parte del Málaga. El centrocampista tiene ya un acuerdo con la entidad perica por lo que solo faltaría concretar el precio final de la operación entre ambos clubes .

"Valoraremos si es una oferta justa y si hay necesidad de vender o no. Tendremos que valorar con José María por la viabilidad para el club. No creo que él quiera regalar activos. Encontraremos el momento justo y si es una oferta en la que el Málaga sale beneficiado y nuestra económica cogería un alivio importante, todas las ofertas se verían", desarrollaba Gaspar ayer en Cope Málaga, muy consecuente con la situación actual del Málaga y su posición en cada negociación.

En estos momentos se está trabajando desde el club por cerrar la operación en una cifra que oscila entre el millón y medio y los dos millones de euros. Es ese "precio justo" del que habla Gaspar el quid de la cuestión en esta historia, ya que el jugador tiene ya hablado los términos de su fichaje con el club catalán y estaría a la espera, sin ninguna pretensión ni exigencia, a que ambos clubes se pusieran de acuerdo en los términos de su marcha. El Espanyol, que aún no ha cerrado quién será su nuevo entrenador, podría esperar a la llegada de éste, para terminar de concretar las operaciones que su director deportivo Rufete tiene entre manos.

En el pasado fue tentado primero por el Rayo Vallecano, que no superó el millón y medio de euros, y el Getafe, que manejó términos económicos similares a los del Espanyol, aunque el club acabó apostando por la venta de Antoñín en aquel momento de necesidad monetaria. Ahora la necesidad es diferente, la entidad tiene muchos frentes abiertos y aún queda un arduo camino de negociaciones con la actual plantilla para tantear renovaciones a la baja o rescisiones para calibrar cuánto se necesita. Aunque, la fórmula más inmediata de aumentar el actual y pequeño Salario Liga es la venta de activos como Keidi Bare.

"Soy muy optimista que podamos inscribir a Keidi Bare", mencionaba también Manolo Gaspar sobre la situación contractual del albanés, con contrato hasta 2021 con la blanquiazul. El club debe hacerle ficha profesional esta temporada ya que deja de ser considerado sub 23, motivo que con anterioridad supuso algún problema pero que como dice el director deportivo, en este caso no lo sería.

El Espanyol será uno de los cocos, no solo por el potencial económico que tiene y la ayuda al descenso que recibirá por parte de LaLiga, sino también por su masa social y su estadio. Es una opción más que interesante para el albanés, que se incorporaría a uno de los clubes que, por lo mencionado antes, debe estar en todas las quinielas para ascender la próxima verano. Aunque la Segunda División es muy larga y esconde un buen número de dificultades.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios