Málaga CF - Osasuna | Muñiz, contra los lunes "El fútbol se ha vuelto un negocio y jugadores y entrenadores no podemos opinar"

  • El técnico lamenta los horarios a los que se somete a los equipos y el nulo poder de decisión de los protagonistas del juego

  • El Málaga tendrá que jugar sus dos próximos partidos en casa en lunes

Muñiz da instrucciones en el partido ante el Numancia, en lunes.

Muñiz da instrucciones en el partido ante el Numancia, en lunes. / Marilú Báez

El Málaga disputará sus dos próximos partidos en casa en lunes a las 21:00. El próximo, contra el Osasuna, y tras dos semanas a domicilio (por cierto una de ellas, la del Numancia, también en lunes), ante el Sporting de Gijón. Es decir, el equipo se juega parte clave de la temporada en La Rosaleda y lo tendrá que hacer lastrado en varias ocasiones con el horario en día laboral para ser televisado en abierto a través de GOL.

La situación no es exclusiva del Málaga, son varios los equipos que en Segunda y Primera División han protestado por los horarios que imponen Javier Tebas y LaLiga con el beneplácito de los clubes, que votan a favor porque después esto se revierte en importantes beneficios económicos por el pago de las televisiones. No se escapa a nadie esta parte, pero el perjuicio a las aficiones es relevante y han dado la vuelta al mundo imágenes como las de Mendizorroza, donde las peñas del Alavés decidieron hace varias semanas entrar cinco minutos tarde a su partido mientras recorría las gradas un ataúd en símbolo del funeral del fútbol. El club vitoriano, además, sería sancionado por LaLiga permitir a los fotógrafos tomar imágenes de la protesta.

La situación no toca exclusivamente al aficionado, también de manera indirecta a los equipos, que se ven menos arropados sobre el césped por esta situación. Un derbi como el del Cádiz en La Rosaleda tuvo menos lustre de lo deseado porque el partido se disputó en noche de viernes, imposibilitando un viaje masivo de gaditanos a Martiricos. Mientras, el encuentro en Córdoba se jugó en sábado a las 18:00 y más de un millar de malaguistas poblaron las gradas del Nuevo Arcángel.

El anuncio de Luis Rubiales de que la temporada que viene no habrá más fútbol los lunes ha sido un paso, y cuestionado por ello, Juan Ramón Muñiz, entrenador del Málaga, no dudó en lamentar los horarios actuales, protestando además por el nulo poder de decisión de los protagonistas del juego: "El fútbol se ha vuelto negocio y dentro del negocio interés económico, y ahí los jugadores y entrenadores no podemos opinar. Si yo soy aficionado, el día principal para ver fútbol es en fin de semana. Lunes hay colegio, trabajo y muchas circunstancias que luego dices "no voy al partido y lo veo en la tele", pero claro que la tele es una parte importantísima. Solo nos queda que cuando nos pongan competiremos con todo lo que tenemos y necesitaremos que la afición empuje en el momento de dificultad, y sabemos que lo mejor es fin de semana, cuando padres y niños pueden acudir. Esto es un deporte familiar, vienen familias completas con padres y niños y eso es lo bueno. Y los lunes a las 21:00 no es desde luego el mejor momento para disputar un partido".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios