Festival Oh, See! Lluvia de indie en Málaga

  • El Oh, See! Fest vive con éxito su segunda edición en la que agotó todas las entradas y consiguió reunir en dos días a unos 14.000 asistentes

La M.O.D.A durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest. La M.O.D.A durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest.

La M.O.D.A durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest. / Javier Rosa (Málaga)

Hacía tiempo que Málaga no vivía así un festival de música. Fueron muchos intentos fallidos en la busca de asentar un certamen de este nivel en la ciudad y parece que ya se ha conseguido. El año pasado llegó al Auditorio Municipal un festival indie que ha sabido asentarse y consolidarse como uno de los festivales de formato reducido referentes en Andalucía. El Oh, See! Fest celebró los días 13 y 14 de septiembre una segunda edición exitosa, en la que la lluvia no impidió una celebración con total normalidad. Además, el certamen llegó a colgar el cartel de Sold out y recibir en dos días a 14.000 asistentes.

La novedad de ampliar un día más la programación ha resultado ser un éxito para la organización y para el público. La jornada del viernes estuvo protagonizada por las actuaciones de C. Tangana, Sidecars o La Casa Azul. A las 18:00 abrían esta segunda edición las Chillers, con sus versiones más peculiares, mientras poco a poco, iba sumándose gente en el Cortijo de Torres. Morgan protagonizó un viaje musical por el folk y el blues de una banda que ha sabido asentarse en el panorama de los festivales como pocos lo hacen. El pop de Despistaos hizo saltar y bailar a un público entregado por clásicos de la banda como Física o química y Cada dos minutos.

En la que terminó siendo una primera jornada exitosa, Sidecars dio un repaso por las mejores canciones de su último disco, Cuestión de gravedad. La banda esta preparando ya su próximo trabajo y el del viernes fue uno de sus últimos conciertos antes de entrar al estudio. C. Tangana elevó la temperatura más allá del terral malagueño con parte de su particular repertorio lleno de sonidos urbanos. La Casa Azul cerró la primera jornada repitiendo en el festival, con un espectáculo que hizo hacer bailar a sus fans con su espectacular gira de presentación de La Gran Esfera. Todavía sonaban los últimos compases de la Revolución sexual de la banda de Guille Milkyway cuando empezaron a caer tímidamente las primeras gotas de lluvia de una gran tormenta, mientras el cielo se iluminaba con rayos.

Por suerte para todos los festivaleros, la lluvia no causó ninguna modificación en la programación del festival más que un retraso de media hora en la apertura de puertas de la segunda jornada del sábado y sin ni una sola actuación suspendida. Un motivo más de éxito para la edición.

A las 14:00 comenzaban a sonar los malagueños Ballena, que abrieron una jornada protagonizada por la energía de la música en directo de bandas como Love of Lesbian y La M.O.D.A, combinada con la nostalgia del regreso de los granadinos 091. Los madrileños Carolina Durante hicieron cantar al publico con temas como Perdona y Cayetano. Después llegó el turno para Zahara que deleitó con parte de su íntimo repertorio junto a su nuevo trabajo Astronauta. Un auténtico viaje especial cargado de energía y bailes a pie de escenario.

El formato de aforo reducido es uno de los principales atrayentes del festival

La M.O.D.A. (acrónimo de La Maravillosa Orquesta del Alcohol) irrumpió en el escenario con sus poco habituales instrumentos e influencias folk y country, un cóctel apto solo para festivaleros con ganas de bailar y cantar sus letras. A las 21:50 se subían al escenario los granadinos 091, que dieron el privilegio a Málaga de ser la primera ciudad en escuchar en directo los adelantos de su próximo trabajo. La banda anunció la pasada semana el lanzamiento de La otra vida, el primer disco de estudio en 25 años que Warner publicará el 18 de octubre.

Love of Lesbian durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest. Love of Lesbian durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest.

Love of Lesbian durante su actuación el sábado en el Oh, See! Fest. / Miguel Pinto (Málaga)

La fuerza del último concierto de Love of Lesbian de todo el verano cayó sobre el escenario Cervezas Alhambra para todos los malagueños. Un auténtico espectáculo emocional y artístico, en el que las letras de Santi Balmes y la música de una banda formada por once componentes deleitaron a un público entregado. Los murcianos Viva Suecia cerraron una auténtica tormenta eléctrica de música en Málaga, una ciudad que ya puede presumir de tener un festival fuerte.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios